11 junio 2011

Carlos Gonzalez: Alimentación infantil libre de papillas

Por Ana Charfén, IBCLC.
¿Cual es el motivo por el cual empezamos a dar otros alimentos a nuestro bebé aparte de la leche materna? NO es que la leche no sea suficiente, sino que los bebés quieren experimentar con otros sabores y texturas, y enriquecer su alimentación. La leche humana podría satisfacer las necesidades nutricionales por más tiempo del que creemos, sin embargo, evolutivamente, deseamos comer otras cosas a partir de cierta edad.

El bebé amamantado toma la cantidad de leche que desea cuando tiene hambre, y cuando se siente satisfecho, no toma más. Normalmente toman pecho muy frecuentemente. Esto favorece que el bebé reconozca su sensación de saciedad. El mismo principio aplica para la alimentación con sólidos. Nunca se debe forzar a un bebé a comer, el debe decidir cuando está listo y cuando ha comido suficiente.

Tu bebé no necesita tomar papillas. El va adquiriendo la habilidad  para comer lo que necesita, si lo dejas seguir a su ritmo, y lo amamantas, se alimentará naturalmente si pones los alimentos adecuados a su alcance. Un bebé de 6 meses necesita alimentos que pueda sujetar con la mano, ya que todavía no tiene habilidad para hacer una pinza con sus dedos. Puede tomar un florete de brocoli, o un pedazo grande de fruta muy suave, probarlo, ver si le gusta, untarse la cara, y explorar la textura, el sabor, la consistencia. Es una experiencia sensorial inigualable. Más tarde cerca de los 9 meses, puede tomar pedacitos de fruta, verdura, carne, cereal, con sus manos, formando una pinza con los dedos. A esa edad, lo mejor es cortar la fruta suave así como la verdura cocida en pequeños palitos.
Empezará a masticar cuando esté listo. Tomará con sus manos los alimentos cuando lo pueda hacer. Estamos obsesionados con las cantidades, con los horarios, con el momento en que nos dice el médico. Con intentar alimentarlos con una cuchara según unas cantidades preestablecidas que no toman en cuenta la variedad de niños que hay, y que muy seguido desembocan en un niño de 2 o 3 años que no mastica porque hasta el momento ha recibido solo papillas, y ha sido alimentado en la boca. 
Carlos Gonzalez es un pediatra español que ilumina la situación de el empezar a dar a los bebés sus primeros alimentos: Nos dice verdades tan simples, y tan lógicas que a veces olvidamos: 
"El objetivo de la alimentación infantil NO ES NUTRICIONAL, es educacional"
"Tengo 50 años. Los primeros 21 fui hijo a tiempo completo, una amplia experiencia que, tras unos años de transición, me resultó muy útil para ser padre durante los últimos 27 años. Recuerdo muchas cosas de mi infancia, y por eso sé que los niños tienen sentimientos, no hacen las cosas para fastidiar y no lloran sin motivo. Soy pediatra, y eso me ha permitido conocer a muchísimos padres y ver cuáles son sus dudas y temores más habituales. He escrito varios libros en los que intento ayudar a los padres a despejar esas dudas y a acordarse del niño que fueron."
La Asociación Española de Pediatría, dá algunos parámetros para elegir y procesar los alimentos que se ofrecerán al bebé: http://enfamilia.aeped.es/node/746

El bebé que se alimenta con sus propias manos debe estar supervisado, y se deben observar sus habilidades motrices http://www.unamaternidaddiferente.com/2010/10/guia-para-la-practica-de-la.html

Aprovecha para darle alimentos sanos y naturales, y evita los 3 enemigos blancos de la salud: sal, azúcar y harina refinada (pasteles, panes y tortillas blancas) Es mejor el alimento con fibra, y lo más cerca posible de su estado natural, en la medida de lo posible evitar alimentos que se compren en cajas o envasados.

¡Carga a tu bebé!